" "
Blog de
  • Eduardo Vega Gana

Eduardo Vega Gana

Kinesiólogo y Gerente de Gestión y Proyectos, Asesorías Kinésicas y Ergonómicas en Ipsum.

Etiquetas: , , , , » Publicado: 01/07/2014

Cómo bajar la accidentabilidad laboral en Chile

Si bien la accidentabilidad ha disminuido en la industria manufacturera, sigue siendo un tema preocupante. Por eso, destinar recursos a salud ocupacional nunca será un gasto, sino más bien una inversión necesaria para el beneficio de todos.

Chile es un país con una tasa de desempleo baja y el índice actual del 6,3% lo posiciona como una de las naciones con la menor tasa de cesantía del mundo, siendo el comercio y la industria manufacturera las que encabezan la lista como las actividades económicas con mayor cantidad de personas empleadas.

Junto con esta mayor incidencia en empleabilidad, la empresa manufacturera también es la que encabeza la lista como la actividad laboral con mayor accidentabilidad. Durante el 2012 arrojó una tasa del 7% por cada 100 trabajadores. Por lo tanto, si bien la accidentabilidad ha disminuido, sigue siendo un tema preocupante no sólo para los empleados o el empleador, sino más bien una problemática que afecta a nivel país.

Actualmente quienes presentan una mayor tasa de accidentabilidad, de carácter invalidante o con desenlace fatal por causa laboral, son hombres en edad productiva y es por eso que el impacto que genera a nivel país hace necesario que el Estado, las mutualidades, empresas y trabajadoras se comprometan con la minimización de estas cifras.

La “modernización” es la ambiciosa meta que ha propuesto el Gobierno en el ámbito de la seguridad laboral, a través de un proyecto que busca disminuir la tasa de accidentes al 4% y la tasa de mortalidad a 5% por cada 100 mil trabajadores, dejando fuera a los que corresponden a accidentes de trayecto. Esta renovación impulsada por el accidente de los 33 mineros el año 2010, estimula el perfeccionamiento del sistema de fiscalización en materias de seguridad y salud, entre otros, como una meta propuesta para el año 2016.

En este aspecto, la Asociación Chilena de Seguridad señala que las empresas deben contar con matrices de riesgo y asegurarse que los trabajadores las conozcan, además de impartir capacitación específica según los riesgos de cada actividad.

Basándonos en lo anterior, el enunciado es relevante y podría marcar la diferencia puesto que como cada actividad está realizada por un sujeto con características propias,  algunas intervenciones deberían ser personales e in situ para generar una medida protectora para las personas, disminuyendo no sólo la accidentabilidad, sino que también las cifras de enfermedades laborales.

La innovación en salud ocupacional busca proporcionar nuevas herramientas que apoyan a las estrategias utilizadas y nunca suspender estos mecanismos. A partir de esto, incluir a la biomecánica en términos de seguridad puede ser un elemento poderoso. En Chile, existe personal capacitado con los conocimientos e implementos necesarios para incorporar estas metodologías, pero es imperioso hacer conciencia en el empresariado y departamentos vinculados con recursos humanos y salud del trabajador, ya que comprender que el destinar recursos en esta materia nunca será un gasto, sino mas bien, una inversión necesaria para el beneficio de todas las personas que constituyen las empresas.

Comentarios del artículo: Cómo bajar la accidentabilidad laboral en Chile - Publicado: a las 8:42 am

Etiquetas: , , , » Publicado: 24/04/2014

Por qué la ergonomía hace empresas más productivas

Las empresas buscan obtener una utilidad máxima a un costo lo más bajo posible, atentando contra el bienestar de los sujetos. Pero de a poco la ergonomía se abre paso y se muestra como tremendamente beneficiosa para la organización y sus empleados.

En la actualidad, la necesidad de cohesionar a la ergonomía y la empresa se ha vuelto una prioridad irrenunciable. Esto se debe a que los elementos o inmuebles mal denominados “ergonómicos” no son más que una solución temporal para un problema permanente que ha afectado a los trabajadores durante años.

La International Ergonomics Asociation define a la ergonomía como “la disciplina científica que se ocupa de la comprensión fundamental de las interacciones entre los seres humanos y los otros componentes del sistema. Es la profesión que aplica principios teóricos, datos y métodos para optimizar el bienestar de las personas y el rendimiento global del sistema”.

Es decir, vincula al individuo, la tarea que desempeña y el entorno en el cual se desenvuelve, con la finalidad de prevenir el desarrollo de enfermedades y a su vez, optimizar su desempeño y productividad de la empresa.

En Chile lleva más de tres décadas de desarrollo, por lo que es un área relativamente nueva que ha adquirido cada vez mayor potencia en el ámbito laboral. Las instituciones vinculadas con la ergonomía buscan desarrollarla desde dos ámbitos relevantes, el preventivo y correctivo, apuntando, a grandes rasgos, a la disminución en la incidencia de patologías e interviniendo diversos puestos de trabajo denominados críticos para su optimización, respectivamente.

Se considera un arte que surge gracias a las contribuciones de la antropometría, la fisiología del trabajo, de la psicología cognitiva y del trabajo, de la ingeniería, de la biomecánica, de la toxicología y de las demás disciplinas que se ocupan del hombre en la situación del trabajo. Este abordaje multidisciplinario   busca que los trabajadores sean capaces de desempeñar sus actividades laborales de forma óptima y libre de riesgos para su salud y a su vez, de mejorar la productividad de las empresas.

Es importante considerar que durante el año 2012 en Chile aproximadamente 4 millones y medio de trabajadores se encontraban adheridos a mutualidades, duplicándose la cifra desde el año 2003 a la fecha. Este incremento se ha visto reflejado en una disminución evidente de la evolución de la accidentabilidad laboral y de la mortalidad según área económica de desarrollo, demostrando que efectivamente la intervención de los puestos laborales genera un beneficio directo hacia los trabajadores.

En Chile y el mundo año a año son más grandes empresas que desarrollan departamentos de ergonomía y salud ocupacional de forma interna, pero aún así en las pequeñas y medianas empresas, principalmente, falta concientizar sobre el impacto que poseen estas unidades en beneficio laboral global.

No es algo nuevo mencionar que la ergonomía ha sido tremendamente beneficiosa para la empresa y sus empleados  e incluso que las ganancias son evidentes y cuantificables para todos los integrantes de ella. Sin embargo, pareciera no generar la conciencia suficiente en lo que respecta a las mejoras de las condiciones laborales, principalmente porque se buscan grandes cambios a un bajo costo.

En Chile y el mundo año a año son más grandes empresas que desarrollan departamentos de ergonomía y salud ocupacional de forma interna, pero aún así en las pequeñas y medianas empresas, principalmente, falta concientizar sobre el impacto que poseen estas unidades en beneficio laboral global.

Actualmente, las empresas buscan obtener una utilidad máxima a un costo lo más bajo posible, atentando contra el bienestar de los sujetos, no únicamente desde un punto de vista físico, traducido en una mayor tasa de ausentismo laboral, sino también en un menor compromiso por parte de las personas hacia el crecimiento de la empresa.

Ante tal situación,  las herramientas ergonómicas bien aplicadas, es decir, intervenciones dirigidas a las demandas específicas de cada individuo con respecto a su actividad y entorno, son un elemento poderoso en lo que respecta a optimización y crecimiento de las empresas.  Lo que para los trabajadores es una mejora en las condiciones laborales, para la empresa representa una optimización en la producción.

Existen reportes que señalan que los beneficios alcanzados por el empleador al implementar una modificación del puesto de trabajo, en un plazo de 12 años, pueden llegar a ser 9 veces mayor a los costos. Intervenciones basadas en el mejoramiento de la técnica reflejan un incremento del 8% en la productividad por parte de trabajadores sintomáticos. Si además adicionamos una pauta de entrenamiento las personas, las mejoras son sustanciales, consideradas en un 17,7% en trabajadores sintomáticos.

Comentarios del artículo: Por qué la ergonomía hace empresas más productivas - Publicado: a las 8:00 am

La Nación

Av. Nueva Providencia 1860, Oficina 183, Providencia
Teléfono: 56 2 - 2632 5014

Director Responsable: Patricia Schüller Gamboa
Representante Legal: Luis Novoa Miranda

© Comunicaciones LANET S.A. 2014
Se prohíbe toda reproducción total o parcial de esta obra, por cualquier medio.