" "
Blog de
  • Carlos Ernesto Sánchez

Carlos Ernesto Sánchez

Escritor y presidente de ONG Centro de Estudios del Medio Ambiente y Defensa de los Animales.

#Más Artículos

+ Relacionados

+ Redes Sociales

Etiquetas: , , , , » Publicado: 06/12/2013

Nelson Mandela y Alfonso Baeza: Nuestros hombres Buenos

En este homenaje a Mandela y al Padre Baeza nuestra mirada se expande para proclamar con alegría que cerca tenemos nuestros referentes, que con la misma honestidad, espíritu de lucha, no violencia, testimonio, construyen el chile que buscamos con pasión, porque la patria respira herida.

Cuando sentado iba a desgranar notas para la columna, escucho que han muerto dos grandes hombres, Nelson Mandela y nuestro querido Padre Alfonso Baeza.   Han  vuelto a la casa del padre. Han  emprendido vuelo hacia el constructor del pensamiento, de la música, del viento, de la paz y del amor.

A veces resulta fácil y hasta bien visto asumir y aplaudir causas y luchas que se han dado o viven en lejanías. Diariamente tenemos en nuestras narices la discriminación hacia extranjeros, peruanos, haitianos, dominicanos, bolivianos y otros.  Hombres y mujeres que viven hacinados, pobres, abandonados, agredidos, con sueldos más bajo que lo que se paga comúnmente a un chileno.

No es este espacio para hacer  recorrido por sus fructíferas vida, ni para analizar sus palabras o textos que quedan como testamento a una humanidad que necesita con urgencia volverse sobre sí y reconocer seres con vocación de amar y servir.

Ahora debemos darnos el espacio para contemplar – ejercicio máximo de sabiduría- y ver en estos hombres a campeones de vida  consecuentemente, dando testimonio de amor – no el manoseado eslogan de postal- sino aquel que habla y actúa con verdad y respeto aun hacia el adversario.

Mandela y Baeza seducen por su testimonio. Por consagrar su lucha justa en caminos de no violencia y respeto. Los pobres de Chile lloran al sacerdote y en caso de Mandela el mundo y los hombres justo lamentan su partida.

Mandela no solo fue  gran líder, y eficiente presidente,  fue eso y mucho más, es un hombre bueno. Y por Dios que nos hacen falta los hombres buenos.

Los hombres volverán a las iglesias cuando la figura del nazareno deje de ser tergiversada según los interese de turno y se muestre al hombre- Dios que desde su humanidad venció la muerte. El rostro nítido de Jesús, su testimonio, más que sus palabras, por los siglos de los siglos han cautivado a miles que han dejado todo por seguirlo, así lo hizo Alfonso Baeza.

Yo soy cristiano, sigo al perseguido y crucificado, al que llama a Pedro a guardar la espada y perdona no desde el poder, sino desde la amistad que entiende y acompaña.

Hombres como Mandela y Alfonso Baeza traspasan  religiones y se levantan como profetas que guían rebaños heridos y huérfanos.

Nadie hoy recuerda al presidente Ronald Reagan o Nixon que pasaron regando la tierra de sangre, en nombre de libertad. Como nadie recordará a Pinochet y sobre la tierra que el mancillo y tiño de sangre su nombre será sinónimo de repulsa.

Los hombres buenos no se imponen. No son fruto de campañas de imagen. Son los olvidados de sí, donados totalmente a los otros, especialmente a los más sufrientes.

Chile tiene  infinidad de figuras donde podemos beber de su testimonio y saber que es positivo  gastar la vida en luchas y sueños posibles, aunque parezcan lo contrario.

Un testimonio que conmueve, es la vida austera y de servicio del abogado Juan Subercaseaux, hombre de recursos, generoso, cual Quijote emprende luchas políticas, sociales, humanas a favor de los más pobres de nuestra sociedad. No es un dar desde la abundancia y el poder, sino vivir la solidaridad responsable.

Ha emprendido causas denunciando desde los paraísos fiscales, pasando por el nefasto celibato impuesto por la iglesia, hasta la idea de denunciar en tribunales internacionales el perverso sistema binominal.

Juan Subercaseaux, sin odios ni espíritu de venganza, es un incansable trabajador por la justicia. Demandó a Pinochet ante cuanta corte recibió sus escritos. Sin duda su vida la gasta en el servicio a los demás.

En este homenaje a Mandela y al Padre Baeza nuestra mirada se expande para proclamar con alegría que cerca  tenemos nuestros referentes, que con la misma honestidad, espíritu de lucha, no violencia, testimonio, construyen el chile que buscamos con pasión, porque la patria respira herida.

A veces resulta fácil y hasta bien visto asumir y aplaudir causas y luchas que se han dado o viven en lejanías. Diariamente tenemos en nuestras narices la discriminación hacia extranjeros, peruanos, haitianos, dominicanos, bolivianos y otros.  Hombres y mujeres que viven hacinados, pobres, abandonados, agredidos, con sueldos más bajo que lo que se paga comúnmente a un chileno.

Nos cuesta asumir que somos racistas. Lo disfrazamos de chiste, sobrenombre, broma, la verdad el racismo  hiere y humilla.

En esta hora de dolor por la  muerte de  hombres que abrazaron las causas sufrientes de la humanidad para hacerlas su luchas, es el momento de cambiar nuestra actitudes, y hacer vida “aquello de cómo quieren en chile al amigo cuando es forastero”

A Mandela ni a Alfonso Baeza no hay que desearle que descansen en paz. Que su paz nos enseñe a nosotros a vivir y morir dejando como ellos  herencia de  paz, fruto de la justicia.

Etiquetas: , , , , » Publicado: a las 3:56 pm

COMENTARIOS »
Los comentarios publicados están sólo en plataforma Disqus y La Nación S.A. no se hace responsable de su contenido ni aplicará edición a ellos. No obstante, se reservará el derecho de administrar las listas de comentarios cuando éstos presenten ofensas personales. Los usuarios que se sientan afectados por algún comentario también pueden usar la misma plataforma de Disqus para denunciarlos en caso que los consideren ofensivos o denigrantes.

  • EvaFloresHerrera

    Estos dos hombres maravillosos, como pocos en el mundo, han dejado una enseñanza de generosidad, comprensión y sacrificio por el mas desposeído, alejados de la riqueza y cerca del torturado, del sufriente, del humillado, siendo él mismo, en el caso de Mandela un sufriente y un torturado. Nadie sabe con certeza dónde se encuentran en este momento sus almas maravillosas, pero sin duda que si existe un hermoso lugar , sin dolor, de alegría y tranquilidad, allí están ellos. Se lo merecen desde que llegaron a este mundo.

  • Rita Salim

    Con toda seguridad Nelson Mandela y el Padre Baeza se reunirán con aquellos que obedecieron a la palabra de Jesús: La Madre Teresa de Calcuta, el Cardenal Silva Henriquez………. Gracias Sr. Sanchez por este artículo que nos expresa tan profundamente.

  • edro peres go mez

    Al parecer a todos se les olvida que Mandela fue comunista toda su vida. Cuba lo apoyó siempre en contra del imperialismo que ahora se apropia de su imagen. El fue un combatiente en armado contra los racistas, sin duda si hubiese vivido en Chile hubiese sido del FPMR. Honor y gloria a nuestros caidos.

  • jpmorex2

    Sobre Nelson Mandela: todos los neoliberal oportunistas, fascistas reciclados e hipócritas SD y SC se hacen los “lesos” con el apoyo q recibió de CUBA y LIBIA cuando la OTAN, los sionistas y el gob USA lo tenían (USA hasta 2008) en la lista de TERRORISTAS más BUSCADOS…

  • victor zuñiga zamora

    es cierto mandela fue en su tiempo un terrorista violento de ideologia marxista, pero como dijo un estadista “la historia me absolvera” lo curioso es que ahora que todos los politicos en chile se han “colgado” de el…

La Nación

Av. Nueva Providencia 1860, Oficina 183, Providencia
Teléfono: 56 2 - 2632 5014

Director Responsable: Patricia Schüller Gamboa
Representante Legal: Luis Novoa Miranda

© Comunicaciones LANET S.A. 2014
Se prohíbe toda reproducción total o parcial de esta obra, por cualquier medio.